Proyecto National Parks = International Treasure. Premio Europeo eTwinning 2018

National Parks = International Treasure es un proyecto eTwinning en el que ha participado el Colegio Internacional Eurovillas junto a otros cuatro centros europeos de España (Gran Canaria), Polonia, República Checa y Eslovaquia. La belleza de poder trabajar en proyectos europeos con nuestros alumnos toma aún más importancia a través de nuestro proyecto. La idea de poder conocer más del entorno que nos rodea, nuestra fauna y flora y el cuidado del medio ambiente hace que este proyecto se sumerja en el corazón del Patrimonio Cultural y Natural Europeo.

El Proyecto englobó muchos elementos prioritarios en la visión de la Educación de nuestro centro: el desarrollo del pensamiento crítico, la colaboración, la comunicación y la creatividad a través del Aprendizaje Basado en Proyectos y el Aprendizaje Cooperativo. Con el trabajo realizado se pretendió concienciar a los alumnos en el cuidado y la preservación del Patrimonio Cultural y Natural , tan necesario para un futuro sostenible y siendo especialmente relevante en la zona en la que los alumnos viven.

El proyecto constó de varias fases que permitieron llegar al corazón del trabajo colaborativo: nuestro Parque Internacional.

Tras la planificación exhaustiva del proyecto por parte del profesorado, los alumnos comenzaron a conocerse. Para ello, se creó la página ‘Let´s Know Each Other’, donde los alumnos completaron sus perfiles, escribieron sobre sus gustos e intereses, crearon presentaciones sobre sus ciudades y colegios y crearon actividades para evaluar lo que habían aprendido de los demás.

En la siguiente fase los alumnos trabajaron un aspecto muy importante en nuestros centros: la seguridad en la red. Para ello, elaboraron comics en los que trataban problemas comunes relacionados con la seguridad en la red y cómo poder evitarlos. Esta parte del proyecto nos permitió crear conciencia sobre este tema de extrema importancia, especialmente con los adolescentes.

Una vez presentados los participantes, se crearon grupos de trabajo internacionales con un tema común; así, tuvimos expertos en plantas, insectos, pájaros, mamíferos, árboles, geología, reptiles y peces.

Sin duda, el trabajo de los grupos internacionales fue clave para ir creando pequeños productos grupales que formarían parte del gran producto final: nuestro Parque Internacional.

¿Cómo crear un parque con la riqueza de todos nuestros países, con el respeto común hacia el medio ambiente y el entusiasmo de saber que cada actividad, cada tarea, era una pieza clave para el gran engranaje? La opinión y el consenso de los alumnos fue clave en este punto: cuando participas activamente en una tarea y sabes que incluye tus ideas y tu esfuerzo, todo parece cobrar aún más importancia.

A través del uso de las nuevas tecnologías, se pudieron crear mapas conceptuales, comics, diccionarios, juegos, encuestas y votaciones. Dichas herramientas reforzaron y desarrollaron su competencia digital a unos altos niveles.

Además, es evidente que las clases de inglés tomaron un importante protagonismo en la formación de los alumnos: esperaban ansiosamente que llegaran las clases en las que iban a trabajar en el proyecto eTwinning, a contestar a las aportaciones del resto y a chatear con sus compañeros. Evidentemente, sus destrezas en la competencia lingüística mejoraron notablemente: poner en práctica lo aprendido hizo que el uso de la lengua inglesa cobrara sentido.

Sin duda, este proyecto brindó la posibilidad de aprender a aprender, desarrollando el espíritu crítico de los alumnos. Nuestros alumnos se convirtieron en investigadores, escritores, biólogos y geólogos que trabajaron colaborativamente en sus grupos internacionales. Al hablar de colaboración, no debo dejar de mencionar que, a pesar de que el proyecto se llevó a cabo en las clases de inglés, conté con la ayuda de la profesora de Biología y Geología para fundamentar el contenido del proyecto y enriquecer las aportaciones de los alumnos.

Por otra parte, debemos saber que la comunicación es un elemento tremendamente importante en el desarrollo de un proyecto eTwinning: no es posible la colaboración sin la comunicación, y viceversa. La herramienta principal de comunicación fue el Twinspace de la plataforma eTwinning, si bien también se utilizó el email y Facebook. Se llevaron a cabo chats y se trabajaron documentos en la nube como Google Docs y los mapas conceptuales.

Así, llegamos a la creación de nuestro parque internacional: un espacio virtual donde se puede visitar el trabajo colaborativo realizado por los grupos internacionales. En él, podemos encontrar diferentes secciones: 1. Qué ver en el parque internacional; 2. Diccionario de la Naturaleza; 3. Juegos; 4. Localización del parque; 5. Anuncios de radio del parque internacional; 6. Infografías con las normas del parque.

El parque es, por tanto, el fruto de la creatividad de los alumnos, que trabajaron conjuntamente para crear nuestro tesoro internacional.  En la fase de evaluación del proyecto, tanto los profesores como los alumnos manifestamos nuestra gran satisfacción tanto con el proceso como el resultado final del proyecto.

National Parks = Internacional Treasure es precisamente eso, un tesoro creado por nuestros alumnos a través de la metodología basada en proyectos y el aprendizaje cooperativo. El mérito, por tanto, es de ellos: mil gracias a mis alumnos de 4º de ESO y al resto de alumnos del proyecto, los verdaderos protagonistas del proyecto. Mi enorme agradecimiento también a la dirección del Colegio Internacional Eurovillas por el apoyo incondicional en mi dedicación a los proyectos eTwinning. Y gracias Malgorzata, Silvia, Mª Isabel, Lubomir y Elena por la colaboración, entrega y cariño puesto en el proyecto. Valoremos y cuidemos nuestro patrimonio europeo: los parques nacionales = nuestro gran tesoro internacional.

Redacción del artículo por Sonia Ruiz García, docente del Colegio Internacional Eurovillas y coordinadora del proyecto.

Comentarios cerrados.