Experiencias con ipads en aulas de Primaria

Resultó realmente inspiradora la jornada sobre “Ipads en aulas de Primaria” realizada en CTIF Este hace unos días, dirigida a miembros de equipos directivos o responsables de centros de Primaria con distintos grados de experiencia en el uso ipads en las aulas, o con interés en implantarlas. Son cada vez más los centros que tienen experiencia en el uso de estos dispositivos en las aulas o que reciben peticiones de las familias en este sentido.

Tras una sesión sobre uso de la plataforma de gestión de dispositivos (MDM) Zuludesk a cargo de Fátima Jiménez (consultora de Apple), inició el turno de experiencias con ipads en centros de Primaria Fuensanta Moreno, directora del CEIP Giner de los Ríos de Torrejón de Ardoz, que comienza este curso con la utilización de ipads en las aulas. Este centro presentó un proyecto de innovación, el cual fue uno de los seleccionados en la última convocatoria de la Consejería de Educación. El proyecto fue aprobado por unanimidad por el claustro, el cual se comprometía a realizar la formación necesaria y la implantación del mismo. Han adquirido tres carros con 25 ipads cada uno. Un carro es para E. Infantil, donde en cada aula tendrán 4 ipads para utilizar en los “equipos” de trabajo del alumnado. En Primaria tendrán otros dos carros, uno para el tramo de 1º a 3º de Primaria y otro para el tramo de 4º a 6º. La implantación del proyecto será progresiva, a lo largo de los tres años. La primera fase es la formación del profesorado, para lo que han solicitado un Proyecto de Formación en el Centro.

A continuación tuvimos la experiencia del CEIP Alicia de la Rocha de Alcalá de Henares, presentada por Lola Clemente. Un centro que ya está en el 4º año de la implantación de ipads “uno a uno” de 1º a 4º con su proyecto icu@derno. Crean aulas y contenidos con apps educativas y utilizan la plataforma Didakids. Su experiencia está siendo cada vez más satisfactoria.

Por su parte, Epifanio Martínez, director del CEIP Antonio Machado de Alcalá de Henares comentó el proyecto de su centro, más reducido, con solo 15 dispositivos que utilizan en diversas actividades.

Por último, Juan Carlos Morán, director del CEIP Antonio Mingote de Alcalá de Henares mostró la experiencia “uno a uno” de su centro, donde se trabaja con ipads en todo el colegio. Reproducimos a continuación el artículo que amablemente nos ha enviado Juan Carlos describiendo cómo trabajan con ipads en el CEIP Antonio Mingote.

Nuestro cole, el CEIP Antonio Mingote de Alcalá de Henares, fue inaugurado en el curso 2012/13, somos un colegio bilingüe  desde el curso 15/16.  No tenemos libros de texto, todo el material que necesitan los alumnos (tanto de Infantil como de Primaria) lo elaboramos los profes. Los alumnos tienen cada uno un iPad (one to one) que es de su propiedad, el colegio se encarga de tener una buena conectividad (antenas Airohive) y de mantener la plataforma MDM Zuludesk para el control de los dispositivos en horario escolar.

El Proyecto Educativo de Apple se basa en el uso de la herramienta iPad en el Aula como medio para enseñar y aprender. Pero no es la solución definitiva para que el Proyecto sea un éxito, sino que viene acompañado de otros factores fundamentales:

1- El profesor es el pilar fundamental:  En la habilidad del docente y su capacidad de usar el iPad para redefinir la educación se basa el verdadero cambio en el modelo educativo. En este modelo debemos crear entornos personalizados que transforman la enseñanza y el aprendizaje fomentando la creatividad, la colaboración, la innovación y el pensamiento crítico.

 Los profesores implicados tenemos formación todos los inicios de curso con la Coordinadora TIC y otras con formadores APD, que son profesores acostumbrados a trabajar con el iPad en clase y que han sido certificados por Apple para impartir estos cursos. Hemos realizado también un PFC (Proyecto de Formación en Centro).

2- Adaptación Tecnológica de las Aulas: Es algo vital, sin una buena conectividad el proyecto no tendrá éxito, hay que dejarse asesorar y tener preparado un dinero para este tema tan importante.

3- Plan de implementación personalizado:  Nosotros hemos decidido implantar el modelo 1:1 (one to one) , en el que cada alumno tiene su iPad y el profesor puede trabajar de forma colaborativa. Desde el MDM se empujan las aplicaciones a los iPads.

No queremos más libros de texto iguales para todos los alumnos, precisamente porque todos ellos son diferentes. Queremos una herramienta que se adapte a cada uno de los alumnos, a su ritmo, a sus necesidades, a sus particularidades. Queremos que nuestros alumnos investiguen, comprendan, asimilen, evalúen y creen, en vez de simplemente memorizar contenidos. El mundo de la educación está cambiando. Si hay una palabra que define el momento que estamos viviendo, esa es “CAMBIO”. El mundo de la educación está cambiando y eso, a nuestro parecer, es algo imparable. No sabemos si dentro de unos años nuestros estudiantes aprenderán con unas herramientas digitales u otras, lo que sí sabemos es que la forma en que los alumnos van a aprender y los profesores a enseñar cambiará y será diferente. Como es de esperar, los alumnos aspiran a aprender en un entorno que refleje sus vidas y sus futuros, un entorno que integre sin fisuras las modernas herramientas digitales, que se adapte a un estilo de vida móvil y fomente la colaboración y el trabajo en equipo. Se trata de un cambio enorme. Consideramos que Apple con el iPad se encuentran en una posición privilegiada para satisfacer las necesidades del estudiante de hoy en día que debe usar la tecnología para pensar de manera creativa, innovar, comunicarse y colaborar, buscar información, pensar con sentido crítico y solucionar problemas.

En el CEIP Mingote apostamos por la no utilización de libros de texto para que el alumno/a investigue en lugar de memorizar contenidos. Esta circunstancia va apoyada con el trabajo por proyectos (tanto en Infantil como en Primaria) incluyendo las inteligencias múltiples para dar atención a todos y cada uno de los alumnos y alumnas, atender a su educación emocional y trabajar cooperativamente para el desarrollo integro de sus habilidades y potenciales. Uno de los pilares básicos de todo proyecto educativo, que garantiza su éxito, reside en la adecuada formación del profesorado, de ahí que todo el claustro esté implicado en este proyecto.

Los motivos que nos impulsaron a introducir el iPad en el aula fueron, entre otras:

  • Queremos estar al día con todo lo que nos rodea, actualizándonos continuamente y proporcionando a nuestros alumnos toda la información a la que sean capaces de llegar, sin poner barreras a la misma y respetando el ritmo de aprendizaje de cada alumno.
  • Queremos cambiar los métodos tradicionales de enseñanza por otro más acorde con los tiempos en los que vivimos, no porque aquéllos no funcionen ya, sino porque éstos son los que nos van a hacer “investigar en vez de memorizar” y que nos va a asegurar un buen desarrollo de todas las competencias básicas, ya que con esta metodología tenemos asegurado el trabajo de la competencia digital en profundidad, de la de aprender a aprender, del espíritu emprendedor y de la competencia social (competencias que a veces se quedan en el camino con otras metodologías.
  • Queremos reducir el peso de las mochilas de nuestros alumnos, sus espaldas nos lo agradecerán y el bolsillo de los padres también, ya que el ahorro es muy notable, las familias compran un iPad en 1º que les sirve para los 6 cursos de Primaria.
  • Queremos que nuestros alumnos, desde edades tempranas, sean responsables de su “herramienta de trabajo” (cuidarla para evitar roturas, traerla a clase con la batería cargada, no instalar nada que no sea necesario para el quehacer educativo…).
  • Entendemos que este tipo de herramienta de trabajo de los alumnos les abre todo un mundo por descubrir, ampliando mucho más los horizontes educativos que plantea un libro de texto.
  • Con este tipo de trabajo, las distintas áreas se trabajan de una manera global y no parcelamos los conocimientos. El horario del alumno parcelado en horas (sesiones) deja de tener sentido con un tipo de trabajo así.

A través del uso del iPad (entre otras herramientas), implantamos el aprendizaje basado en proyectos, incluyendo la programación por inteligencias múltiples, educación emocional y aprendizaje cooperativo. Nuestro objetivo es alcanzar una educación motivadora, llena de aprendizajes significativos, que desarrolle en nuestro alumnado la curiosidad por aprender y las competencias y habilidades que les permitirán desarrollarse personal y profesionalmente a lo largo de su vida.

Las ventajas de trabajar con iPad , entre otras, son:

  • Estimula la inteligencia y la voluntad de los alumnos aprovechando la plasticidad del cerebro y el interés por aprender, propios de la etapa de Primaria.
  • Con esta herramienta se trabajan las habilidades básicas para hacer posible un progreso cognitivo, logrando estrategias más complejas del pensamiento.
  • El mundo del trabajo es cada vez más colaborativo y hay cambios en la forma de estudiar. Hoy día, se incide más en el trabajo cooperativo y en equipo, a través del trabajo con tablets se consiguen mejor estos objetivos que utilizando un entorno cerrado como el libro de texto.

En el Mingote trabajamos teniendo realmente en cuenta el desarrollo integral de nuestros alumnos y alumnas; el desarrollo de todas sus capacidades, competencias y habilidades, en un entorno donde sus caras muestren como emociones básicas: la curiosidad, admiración, seguridad y la alegría ya que sabemos que son las emociones desde donde se realiza un aprendizaje efectivo y real. En nuestro centro no queremos que memoricen contenidos a corto plazo, sino que investiguen, que negocien el significado de los conceptos, que lleguen a acuerdos y que recuerden los conceptos dentro de sus propios mapas mentales. Por tanto la sorpresa, la autonomía, el trabajo en equipo, la iniciativa, la creatividad, el respeto, son junto a otros valores, pilares fundamentales de nuestro proyecto. ¿Cómo llegamos a esto? A través de una metodología muy especial y mucho trabajo por parte del profesorado y de los alumnos.

¿Cómo mejora el iPad el aprendizaje en mis alumnos?

  • Permite establecer un ritmo de trabajo más personalizado y ayuda al docente a adaptar la enseñanza a los diferentes perfiles de aprendizaje de sus alumnos.
  • La adquisición de conocimientos por parte de los alumnos se produce de un modo más completo y eficaz cuando se utilizan diferentes vías sensoriales. Con los iPads los alumnos pueden visualizar multitud de materias de un modo más real y enriquecedor que mediante el estudio de un contenido únicamente textual.
  • A través del iPad se potencia la motivación, el acceso discrecional a la información y la experimentación.
  • Es una herramienta muy eficaz para el aprendizaje de los idiomas debido a la disponibilidad de apps específicas con contenido multimedia.

Cada día, nuestros alumnos entran a sus clases y se sientan en sus equipos cooperativos. Si tenemos algo que necesitamos contar o preguntar, dedicamos esos primeros minutos a ello, sus inquietudes son muy importantes. Después comenzamos nuestro trabajo en la fase del proyecto en la que nos encontremos. Empezamos la sesión con juegos y canciones para activar el cerebro hacia lo que estamos trabajando. Después, dependiendo de la fase en la que estemos, nos los podemos encontrar “viajando” en Google Earth o trabajando con códigos QR o jugando en un pueblo creado para motivar en ese proyecto. Pueden, también, estar leyendo en su Ipad -Nearpod- una lección y contestando a preguntas, trabajando en rincones con bingos, con juegos manipulativos tipo regletas, vendiendo en su “tienda” o diseñando sus productos finales, poniéndose de acuerdo en qué hacer y cómo hacerlo, practicando un role-play, redactando un artículo o una entrevista para nuestro periódico digital….. Y la actividad no para, siempre involucrados, siempre activos, con la supervisión y la ayuda del maestro, acabamos preguntándoles sobre lo que más le ha gustado y sobre cómo han ido sus roles.

Actividad, dinamismo, iniciativa … pero todo dirigido, con sentido, organizado con una finalidad como centro atractor que ellos conocen de antemano porque ya se les ha preguntado lo que saben del tema, lo que quieren saber y lo que quieren hacer. Sus respuestas orientan nuestro trabajo.

Nuestros niños se sienten seguros porque son tratados desde el respeto, involucrándoles en la dinámica de los proyectos y en la resolución de los conflictos que de forma necesaria y útil surgen durante el transcurrir de las clases. Los castigos y las lecciones morales son dejados de lado. La reflexión, el autoconocimiento de sus emociones y el autocontrol orientan sus acciones.

Trabajamos por proyectos y de forma globalizada. Con nuestra manera de trabajar creemos que nuestra tarea fundamental es ofrecer cauces que ayuden a los niños y niñas a pensar, a investigar, a confrontar con otros sus ideas, a llegar acuerdos, a aprender del error, etc. Trabajando con proyectos es más fácil para todos llegar a esto. Iniciarse en edades tempranas -Educación Infantil- en este proceso nos parece importante ya que es una forma de aprender a vivir, de aprender a ser, a buscar metas, a poner los medios para conseguirlas y para autoevaluarse. Es, por lo tanto un proceso, válido para cualquier momento, edad y situación vital. En el trabajo por proyectos el otro es alguien que también marca mi aprendizaje. Yo solo/a no llego al mismo sitio que llego en cooperación con lo demás, en grupo. Cuando trabajamos en un proyecto, la información que yo aporto se enriquece continuamente con lo que los demás aportan, incluso a veces se contradice, dando lugar al diálogo y a verificar, a comprobar, a buscar la postura más acertada. Es un dialogo continuo y un aprendizaje que se va construyendo con el saber, sentir, creer, hacer, … de los demás. En los proyectos todo se construye con la aportación de todos y todas.

Los alumnos desarrollan todas las inteligencias múltiples, las habilidades superiores y todas las competencias: los protagonistas son nuestros alumnos. Nuestros alumnos realizan una exhaustiva investigación sobre el proyecto y elaboramos un producto final que cada equipo expondrá a la clase. Desarrollamos constantemente y de verdad el espíritu emprendedor, la competencia de aprender a aprender, la social y cívica y, por supuesto, la digital. En sus equipos, los alumnos dialogan, investigan y colaboran en la resolución de los retos que se les plantean. En nuestras aulas se lleva cabo un programa de educación emocional en el que nuestros alumnos se están especializando en identificar sus estados emocionales y aprender a cambiarlos cuando no son los apropiados. Por esto, y porque trabajamos en una clase democrática dónde se tiene en cuenta sus opiniones y dónde todos colaboran en establecer las normas para el buen ambiente de la clase, en nuestro cole no nos hacen falta los castigos para controlar su comportamiento, ellos mismos aprenden a gestionarlo.

Los profes no lo sabemos todo y es por ello que aprendemos cada día, con ellos y por ellos, para atender de la mejor manera a sus intereses y para intentar que estén preparados para la vida y para un futuro incierto que aún no conocemos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *